Yalla, nominado como mejor cortometraje de ficción en los Premios Goya 2022

A lo largo de la historia del cine ha habido títulos que se han quedado en el imaginario de todos, han conseguido modificar la sociedad, darles un vuelco e imaginar que un mundo mejor puede existir. Que hacer las cosas bien, no es solo cuestión de verlas en la gran pantalla. Yalla, también puede hacer historia y movilizar las conciencias sociales y políticas de la historia reciente.
Y así es como el corotometraje Yalla, del director y productor Carlo D’Ursi, alerta sobre la constante violación de los derechos humanos fundamentales y universales. La matanza indiscriminada de civiles en los conflictos bélicos a mano de drones militares es una realidad y es algo diario que no se debe ni puede seguir ignorando. Avalado por Amnistía Internacional, Yalla, es un corto que va más allá de la pura estética cinematográfica, es un cortometraje social y de denuncia.
El derecho internacional es claro: atacar a civiles que no participan en las guerras constituye un homicidio ilegítimo, y puede constituir un crimen de guerra.  Las guerras de hoy en día, voladas por aviones no tripulados, o drones, son mucho más económicas, pero suponen un mayor peligro para la población civil que vive en el constante temor de sufrir un ataque fulminante, que en ocasiones es totalmente arbitrario.
Yalla, ganó el premio Forqué 2021 a mejor corto y ha sido nominado a los Goya 2022 como mejor corto de ficción.